Alejandro Schiaparelli, se encontró con un Peñarol prácticamente desmantelado, porque los jugadores foráneos que había antes del comienzo de la pandemia, se fueron todos. Por eso, la misión del “Chapa” es rearmar el plantel para afrontar el torneo que se viene

La idea del DT es contar con los muchachos del club que se quedaron, y sumarle algunos nombres que el propio técnico crea necesario para su idea de juego.

Por eso, ya comenzaron a llegar nombres nuevos a Chimbas. El primero en caer fue uno con experiencia Edmilson Roverbal (fue dirigido por el gringo en Alianza). Luego, el otro que se sumó fue Michel García, que sin dudas será de gran aporte y que llega con la “obligación” de sustituir a Alan Cantero.

La tercer cara nueva que vestirá la camiseta bohemia será Facundo Mallea, hijo de “Roquiño” y que llega también desde el Lechuzo. Luego hay algunos nombres que dan vuelta por ahí, pero que por el momento son solo rumores.

Por ahora, el Chapa Schiaparelli comienza a poner las fichas que faltan para armar el rompecabezas bohemio.